👩Mamá, 👨papá, ¿Quieres Convertir El Enfado con Tus Hijs en Tu Aliado?
📌   RETO  “CONVIERTE EL ENFADO EN TU ALIADO” 📌

¿Por qué es importante un Reto sobre el Enfado?

Este Reto te propone durante 21 días unos Retos para Convertir El Enfado en Tu Aliado, y así lograr la relación con tus hijs que tanto deseas y que ells merecen.

Pero… Si no me crees a mí, ve al final de la página y lee, antes que nada, los testimonios de algunas de las mamás que participaron de retos anteriores.

Vas a descubrir que el enfado es una emoción natural, normal y necesaria. Que, sobre todo, en crianza, tiene muy mala prensa. No nos gusta experimentarla porque no sabemos gestionarla ni acompañarla.

Sin embargo el enfado es una emoción tan necesaria como las demás. Y me atrevería a decir que es una emoción que si la conocemos, nos permitimos reconocerla podemos aprender muchísimo de ella. Tanto que puede convertirse en un aliado en nuestra vida, en nuestras relaciones, en especial en la relación con nuestrs hijs.

Quiero ayudarte a que inicies una comunicación totalmente diferente con tus hijs. Y este cambió comienza con una mejor gestión de tus enfados.

No vamos a tratar de cambiar a tus hijs ni sus comportamientos. VAS A CAMBIAR TÚ. Porque cuando una sola persona se mueve, las personas de nuestro alrededor se mueven.

La expresión inadecuada del enfado embarra todo. Hace que la alegría, el amor y la felicidad salte por la ventana de nuestro hogar. Y solamente se quede ese momento malo, inundando todo lo que ha sucedido durante el día.

Ocurre que cuando nos enfadamos y gritamos, reprochamos,… todo se embarra, todo se nubla, ya no ha habido momentos buenos antes ni momentos buenos después.

Por eso esta expresión tan negativa, tan desadaptativa del enfado la tenemos que modificar, gestionar.

Y este RETO que te propongo “Convierte el enfado en tu aliado” te va a dar mucha información sobre la función e intención positiva del enfado, sobre tu sistema de creencias, valores, reglas y normas, sobre tus necesidades emocionales… y vas a comenzar a cambiar tu enfoque, a desterrar la paciencia y construir la comprensión desde el corazón….

Vas a reconectar con el amor que sentías por tu hij la primera vez que lo tuviste en brazos.

Es un Reto te va a ayudar a comprenderte a ti, a comprender a tus hijs y a criar a tus hijs como quieres realmente y no estás consiguiendo.

Recuerda que la expresión inadecuada del enfado es de los problemas más importantes en las familias, en la comunicación con ls hijs. Los gritos, las etiquetas, los reproches, los castigos,… merman la confianza y autoestima en tus hijs, además de romper el vínculo afectivo. Si este problema no lo atajas ahora, cuando llegue la adolescencia te encontrarás con un hij con mucho dolor y rabia, con su tanque de amor vacío… habiendo perdido la capacidad de influir desde el amor, quedando sólo la imposición.

Cómo se desarrollará:

📌Plazo de inscripción CERRADO

📌Durante 21 días ENCONTRARÁS a través de un Grupo de WhatsApp:

* 1 Audio diario más una propuesta de trabajo personal (a compartir en el grupo).

* 1 Comunidad de mamás (principalmente) que encontrarás en el grupo de WhatsApp.

* Mi acompañamiento  a través del grupo de WhatsApp.

* 1 Gran oportunidad para conocer, comprender, aceptar y transmutar el enfado en tu aliado.

📌GRUPO REDUCIDO. Plazas Limitadas (máximo 20 plazas).

📌PRECIO. 77 euros. Pago Único.

📌PENDIENTE CONCRETAR PRÓXIMA CONVOCATORIA

.

BONO PLUS

  • Sesión Individual conmigo a la finalización del Reto.
  • Acompañamiento grupal durante 1 mes mas.
  • Acceso ilimitado a los audios.
  • Un cuaderno de trabajo personal con los audios.
  • Acceso ilimitado a un Grupo Privado en Facebook para seguir disponiendo de acompañamiento.

Si estás ineresada, escríbeme a info@inmabuitrago.com  y estaré encantada de atenderte de forma personalizada.

Testimonios

Pilar Caselles

“El reto 21 días “Convierte el enfado en tu aliado” me ha acercado a una crianza más respetuosa hacia mis hijos basada en el amor incondicional (Crianza A.R.E.C.A).
Ha sido una labor de introspección, sinceridad,vulnerabilidad conmigo misma y con el grupo,donde he podido compartir mis experiencias desde el no juicio.
He comprendido que las expectativas y el control son impedimentos para una escucha activa, disposición amorosa y aceptación de mis hijos tal cual son.
Estoy feliz y agradecida de haber encontrado en Inma Buitrago una mamá que, con su experiencia y formación, ha sabido guiarnos y acompañarnos durante este reto con mucho Amor y Respeto.
Tengo muchas ganas de seguir trabajando con ella y crecer como mamá y como persona.”

Isabel Cabrera

“Este reto me ha aportado cosas muy importantes, como por ejemplo:

Serenidad ante mi propia reacción, ante las reacciones de mis hijos y ante las reacciones cuando hay público. Estoy aprendiendo a entrenar mis reacciones. Me mantengo serena, pienso e intervengo, o no, segun lo valore.

Aceptación a mí misma. Desde que nacieron mis hijos yo me he encontrado en un estado continuo de frustración, primero por el cambio que sufri físico y emocionalmente y no terminaba de reconocerme, y en segundo lugar porque no controlaba la situación. Me sentía desbordada, siempre acostumbrada a controlar todo, a pensar muy bien lo que tengo que hacer, como lo tengo que hacer,… Pero en la crianza y en la educación de mis hijos todo eso se me escapaba de las manos. Ahora me reconozco y me valoro. La aceptacion de mi misma ha sido el gran paso hacia la aceptacion de mis hij@s, dejando que sean ellos mismos.

Disfrutar con más intensidad de esta crianza. Siempre he intentado disfrutar de la crianza de mis hijos pero cuando esa frustración es continua, esa no aceptación es continua, ese malestar por lo que puedan decir, es continua, dejas de disfrutar. Piensas “deseamos a nuestros hijos, ¿porque ahora no puedo disfrutar de ellos, que es lo que me ocurre? En el reto he podido conocer que me ocurre y como poder cambiarlo. El cambiar la forma de mirarlos, el enfoque que coges dependiendo de la situacion, ha sido trascendental.

Se que yo no soy un bicho raro, que la mayoría de las familias se sienten como me sentía yo, solo es cuestión de que se les presente la oportunidad que se me ha presentado y saber aprovecharla. No sabemos educar a nuestros hijos por el hecho de ser padres hay que aprenderlo. Igual que aprendemos todo lo demás hay que aprender también a educar, pero no solo a educar sino a hacerlo de una forma emocionalmente saludable. Gracias, gracias, gracias.😍

Estela Vazquez (desde México)

“El último mes ha sido como un tornado, tengo la sensación de que me ha girado, volteado al derecho y revés para dejarme mucho más ligera, con sabor a esperanza y sintiéndome no solo acompañada, sino contenida y validada.

El 4 de diciembre de 2018 empecé el reto “Convierte el enfado en tu aliado”, la verdad, no estaba disfrutando mi maternidad, no por lo que sucediera con mis hijos Abi de 4 y Santi de 3; sino por mis reacciones, me sentía mucho tiempo sola, desbordada, excedida en deberes, incomprendida y muy frustrada, porque aun sabiendo que estaba viviendo mi sueño, ser mamá, no lo estaba disfrutando y a veces gritaba, terminando casi siempre los días de mal humor, acostándome con culpa y desconfianza de si al siguiente día podría hacerlo mejor.

El reto ha sido el mejor regalo para mí y mi familia. Porque me ha permitido hacer consientes patrones que viví en mi infancia y tiendo a reproducir con mis hijos en momentos en que me desbordo.

Lo que más valoro del reto. ¡Que me hizo consiente, ahora veo…!

  • Que me enojo por mis pensamientos, por lo que creo que deben de ser y hacer mis hijos.
  • Que el enfado, como todas las emociones, es válido y útil, que me trae mensajes poderosos que puedo usar para conectarme con mi esencia y vivir mejor.
  • Que tengo la capacidad de cuidar lo que pienso y estar bien, independientemente de lo que pase a mi alrededor.
  • Que me desbordo fácilmente y está en mi prevenirlo.
  • Que debo buscar rutinas y rituales durante el día para conectar conmigo y re significar lo que hago.
  • Que no estoy sola, no estaba comunicándome en el lenguaje de amor que mejor me funciona.
  • Que el drama que provoco es producto de una necesidad emocional que tengo.
  • Que puedo encontrar estrategias constructivas para nutrir mis necesidades emocionales y sentirme orgullosa y feliz de mis decisiones.
  • Que cada día es importante y cuenta, que mis hijos merecen ser tratados con amor incondicional y respeto siempre.

Lo que más me gustó de la dinámica del reto:

  • Es un fluir constante de información que te cimbra. Con preguntas potentes que te sacuden y hacer mirar nuevas formas de ser.
  • La valentía y honestidad de las participantes con quienes compartes camino, te hace fácil quitarte máscaras que has ido sosteniendo tanto tiempo.

Lo que más valoro de Inma:

  • Su acompañamiento en todo momento, en verdad te sientes entendida y acompañada siempre.
  • La calidad de la información que provee y cómo la hace digerible con ejemplos tan cotidianos.
  • Valida tu sentir, te da luz y alternativas tan respetuosas para lo que consideras “problemas”.

Nunca me había sentido tan acompañada en ningún proceso, estando a miles y miles de kilómetros, en otro continente. Yo siento a Inma cercana y valoro su ánimo e iniciativa para recordarme sobre el valor de ser persistente y constante en la amabilidad, buenos tratos, empatía, comunicación asertiva y compasión  para hacer posible una transformación real.

Esta mujer me ha hablado de palabras que si ya había escuchado antes, no habían tenido este impacto en mi mente y corazón. Palabras que hoy rigen mi crianza: amor, respeto, empatía, comprensión, aceptación.

Este trabajo interior me hace sentir por primera vez adulta, más segura en mis pasos, capaz de acompañar a mi familia en sus emociones porque estoy desmenuzando y gestionando mejor las mías.

También he visto mejoras en la salud de mi familia…

Los niños responden a los cambios tan pronto… quiero compartir que mi hijita de 4 años está recuperada totalmente en una alergia que ocasionó bronco espasmo a mediados de noviembre de 2018. La veo juguetona, más sonriente, más feliz. Se estaba mordiendo las uñas hace un año y dejó de hacerlo totalmente justo al terminar el reto, ha sido nuestro mejor regalo de navidad.

Me apena reconocer que la estaba estresando tanto, como para que se mordiera las uñas y bajara su sistema inmunológico.

Mi hijo de 3 años va disfrutando de rutinas que eran prácticamente imposibles de hacer, como lavarse los dientes, cortarse las uñas o sacarse los mocos. Me parece que se siente más respetado y comprendido. ¡Aun es un reto lo de los mocos!

Hoy sé que es un proceso, que lo importante es lo que voy sembrando en su corazón cada día, que los hábitos se trabajan desde el respeto y la empatía y no desde el miedo e imposición o abuso de poder.

Lo que está por venir:

Ahora entiendo que el conflicto es natural y también benéfico si lo sé transitar, que se seguirá presentando. Que todo este trabajo no es para que mis hijos se porten de una cierta forma o no me “den problemas”; sino para tener herramientas que me permitan estar presente en los momentos álgidos para ser buena compañía y guía.

Sé que tengo muchos pasos más por dar, me he inscrito en el “Programa de la ira al amor”. Voy comenzando y reconozco que el material, seguimiento y la sesión con Inma me serán útiles porque no dejo de aprender.

Ser madre merece mi entrega, estudio y formación, me resistía a reconocer que necesitaba la ayuda, hoy celebro el mundo de posibilidades que se abren cuando nos dejamos guiar por un especialista que ha recorrido y superado un camino similar, que ha estudiado mucho el tema y lo ha desmenuzado para hacerlo digerible desarrollando una metodología espectacular.

Toda mi gratitud

Inma, no me cansaré de agradecerte, hemos tenido el mejor fin de año, mis hijos son tan pequeños, esperan aún lo mejor de mí, son nobles, llenos de alegría y gusto por lo simple. Merecen lo mejor de mí siempre, no solo cuando me siento bien o de buen humor, yo merezco ser la madre que he soñada ser y que hubiese querido tener. Merezco disfrutar de estabilidad emocional.

¡Gracias Inma por tanto, por tu mirada cálida y compasiva. Por inspirar amor y buenos tratos a los que más amamos! ¡Esta familia te quiere con el corazón!”

Lidia Pérez

“Hoy día 29 de Enero de 2019 he tenido una sesión final individual de 45 minutos, que Inma Buitrago, Inma Coach, mamá y amiga para mí, nos da para finalizar el programa que ofrece llamado “De la Ira al Amor”. Nada más para empezar, lo de los 45 minutos se convierte siempre en hora y media y como hoy en dos magníficas horas, donde no sólo valora los aspectos que hemos mejorado desde que nos inscribimos, y doy gracias por haberla encontrado, porque estar con un seguimiento como el que te hace Inma es sin duda impagable.

Me explico, no soy demasiado participativa en las redes sociales, con respecto a mi vida personal, si lo hago en los ámbitos precisos, que son los correctos, a mi forma de entender las cosas.

Cuento un poco mi historia hasta llegar a Inma:

Recuerdo hará cosa de un año y medio, decirle a mi marido haber encontrado una formación que nos iba a ayudar a mejorar como padres, pues en algunos aspectos, me sobrepasaba tener a mis hijos, me cuesta trabajo hasta escribirlo, pero era así.

Esta formación la iniciamos muy ilusionados, pero ciertamente, se nos hablaba de empatía, y yo no la veía en la persona que se encargaba de esto, de módulos, de releer, de volver a leer, si había alguna duda… siempre era “vuelve al módulo tal y repasa”, vayayo no sentía una cercanía. A muchas personas les habrá ayudado, pero lo cierto es que a mí me decepcionó, y mucho.

Cansada, pero no desanimada, pues sabía que alguien tenía que haber que nos explicara cómo era la CRIANZA que nosotros pensábamos que se podía hacer y dar… y la encontré, lo puedo decir categóricamente.

Apareció la página de Inma Buitrago, Escuela ARECA. Empecé a leer sus páginas, a ver sus vídeos, que los tiene y un buen montón de material y herramientas que te proporciona desinteresadamente y vi opiniones, que quizá, al fin y al cabo, muchas veces es lo que más cuenta.

En esos momentos me apunté a su Comunidad Gratuita, donde como digo proporciona contenido, constante y de calidad, y escucharla me encantó.

Convencí a mi marido y le dije yo creo que esta mujer nos va a encantar…

En esos días comenzó un reto por WhatsApp, que creo lleva un trabajazo, os lo cuento, y me apunté, era Gratuito también, y muchas personas de estas cosas no esperan nada, pero lo cierto es que todas las mañanas a primera hora, nos encontrábamos toda la información del día y el trabajo que teníamos que tratar de hacer, así como especificarlo y o contarlo en el grupo para que ella pudiera ayudarnos a todas las personas que estábamos dentro. Creo que no es tarea fácil, pues requiere mucho tiempo y dedicación, porque ante cualquier duda, allí estaba Inma contestando personalmente.

Lo mejor de todo, no es la respuesta, que lo era, en cuanto a contenido, información, herramientas, ayuda, era la disponibilidad, la disposición y su empeño en empujar a todas las personas inscritas a compartir y siempre las mismas palabras: AMOR, ACEPTACIÓN y COMPRENSIÓN.

Me quedé en shock con muchas de las cosas que nos decía y nos ofrecía… tanto que en los 21 días cambiando yo, empezaban a cambiar comportamientos, y la verdad es que me encontraba mejor, más tranquila, calmada y sobre todo escuchada por una persona que no se hace llamar profesional porque sí, es que es una Mamá Todoterreno, una COACH de CRIANZA como la copa de un pino y además, tiene una inteligencia y escucha activa impecable. Todo esto añadido a una gran persona, donde he encontrado ayuda en todos los sentidos.

Después de estos 21 días, decidí apuntarme a su programa: De la Ira al Amor y ha sido de 10, ¿qué digo? 12 sobre 10 porque es el programa anterior multiplicado por 1000.

Doy las gracias y de forma totalmente cariñosa, y saliendo del CORAZÓN, que es de la forma en que tenemos que mirar, como dice Inma, a nuestros hijos, le doy las gracias mil y una vez por su acompañamiento, comprensión, y sobre todo ayuda y disposición para sacar siempre lo mejor de cada una de nosotras. Gracias porque he mejorado como persona, no sólo en Crianza sino de forma personal, y esto me lo he encontrado, así, sin más.

Acompaño una foto que hace poquito me hice con mis hijos y mi marido: En ella sólo se refleja que somos 4 personas, una familia, que no es poco, pero es lo exterior, aunque si se mira un poco más allá se ve una Felicidad no impostada, que irradiamos desde dentro, porque hay AMOR y COMPRENSIÓN.

Gracias a Inma porque el haberte conocido, espero que algún día en persona, me hace seguir trabajando para mejorar y que el día de mañana mis hijos estén tan orgullosos de mí como yo lo estoy de ellos.

Un abrazo muy grande desde el corazón para ti.

Lidia y Antonio, Altair y Kaylan”

Isabel Ruiz

“Sin duda ha habido un antes y un después en mi vida como mamá. El reto me ha convertido, me ha hecho cambiar la mirada hacia mis hijos, me ha enseñado que el enfado es una emoción totalmente válida y que somos nosotros los que tenemos en nuestras manos el poder de tomarnoslo de una manera u otra. He puesto en práctica cada uno de los ejercicios que nos iba proponiendo Inma y en cuestión de pocos días he notado el cambio tanto en mi hijo como en mi. Me ha hecho volver al día más importante de mi vida, cuando nació mi primer hijo, y me ha hecho recordar todo el amor que sentí por él en ese momento y todo el amor que sigo sintiendo por él ahora, a pesar de los momentos durillos que se nos plantean en la vida. Como digo, sin duda ha sido una gran ayuda y un gran cambio en mi vida. Totalmente recomendado realizar el reto. Muchas gracias, Inma”.

Carmen María Muñoz Marín

“Para mí Inma Buitrago ha sido como un soplo de aire fresco que te llega justo cuando más acalorada estás. En el reto he aprendido a que las palabras que utilizamos se graban a fuego en nuestro comportamiento. He comprendido el lenguaje no verbal de mi hijo, A EMPATIZAR CON MI HIJO!!! Y a mirar con el corazón
Seguramente repita el reto puesto que doy naturalmente imperfecta y necesito subrayar algunos aspectos. Es alentador ver que hay personas que respetan la crianza basándose en el AMOR y nada más que el AMOR.”

Sara Asurmendi Cid

“Encontrarme con Inma, ha sido una “casualidad” muy bonita, venía buscando ayuda, sobre la crianza desde el respeto y amor, y di con ella y su comunidad. Ver los vídeos de entrevistas y saber que era lo que estaba buscando, y con suerte comenzó el reto de 21 días convierte el enfado en tu aliado. Me ha venido genial! Primero para conocerme, para recapacitar, para meditar conmigo y mis valores. Y segundo y no menos importante, para ayudarme a conocer cómo y por qué se dan situaciones en las que hasta ahora no me quedaba satisfecha de mi actuación y dudaba si sería lo correcto. Ahora sé qué y cómo puedo ayudar a mi hija a calmarse ante un enfado y a tranquilizarme yo. Me gustaría animar a toda aquella familia que quiera dar ese pasito, que se sienta mal por los enfados, que se sienta mal por chillar, por etiquetar, por juzgar a sus hijos, o que duden de cómo pueden ayudar a su hijo y no sepan el camino hacia una armonía, que conecten con Inma, que ella es una antorcha de luz, que guía en ese camino. Mis palabras sólo son de gratitud💜👏👏. Así que gracias de nuevo Inma, gracias por ayudar!”

Lidia Pérez Quiles

Diana Mayerly Valdeleon Alarcon (Desde Colombia)

“Escribo desde Colombia para agradecerte por todo tu amor incondicional, por tu buena disposición y toda tu entrega durante el reto de los 21 días convirtiendo el enfado en nuestro aliado, en mi experiencia puedo decirte que me sirvió mucho puesto que todas las técnicas y herramientas aprendidas las estoy aplicando y he visto los cambios, estoy más atenta y consciente de esta emoción y por consiguiente conecto mejor con mi hijo de 3 años.
Me siento con más energía al enfriar el enfado y al enfocarme en la intención positiva de los comportamientos inesperados de mi hijo. Poco a poco me acerco a la madre que quiero ser y todo gracias a tu guía, a tus palabras, a tus sugerencias y a tus herramientas.
Infinitas gracias por contribuir en una crianza más amorosa y por consiguiente en impactar positivamente en las futuras generaciones.”

Marta Palomares

Cristina Monreal Bringsvaerd

“Este reto es, ni más ni menos, lo que todo madre, padre o tutor debería hacer para afrontar la crianza de sus hijos con mayor positivismo, optimismo y satisfacción. El hecho de saber darle la vuelta a una situación inicialmente tensa (el enfado) y abordar la relación con los hijos desde el amor, la empatía y en definitiva el “buenrrollismo” me hace, después del reto, levantarme por las mañanas con más ganas de estar con mis hijos e interactuar con ellos.
Si tienes dudas, no lo dudes… el reto te ayudará a rebajar tensiones, te dará pautas de comportamiento, elementos a los que acudir para desactivar los enfados, para entender mejor a tus hijos… Nunca 21 días han tenido un efecto tan positivo en la relación familiar. Lo recomiendo 100%.
Y no sólo la temática es muy acertada para padres. Por otro lado está la actitud de Inma, siempre pendiente de los comentarios y de cómo ayudarnos a todos y cada uno de los participantes en el reto. Inma, un 10, sigue así, ayudando a todo el que se pone por delante. Muchas gracias por todo!!!”

Lucila Donoso (Desde Ecuador), mamá de 2 niños.

Andrea Rodríguez

“Poder participar en el reto de 21 días: convierte el enfado en tu aliado,
Me ha servido para revisar viejas creencias, reconocer mi modus operandi, testar nuevas formas de afrontamiento y mejorar mi visión ante las situaciones de tensión.

Resultado: una crianza más sencilla y feliz.

Gracias Inma por la transmisión de tu saber, desde la cercanía, escucha y compasión. Haces que sea fácil abrirse y no tener miedo.”

Eva González Prieto

Clarissa Acevedo  (Desde New Jersey, Estados Unidos)

“La experiencia que viví fue transformadora ya que tenía patrones muy arraigados, memorias que interferían, y la comunicación que casi siempre mantenía era de enojo, gritos especialmente con mis niñas chiquitas ya que soy madre de 4 hijos. A medida que íbamos avanzando se iban quitando capas, limitaciones que había creado y que me hicieron iniciar con una nueva perspectiva, empecé a crear una linda relación amorosa desde la Comprensión. Algo que también me transformó fue el concepto y el significado que le daba a la paciencia específicamente en la relación con mis niñas era errónea. Qué gran alivio, liberación al poder re-instalar desde mi alma ese compromiso de criar amorosamente al aplicar la empatía y entender que son personitas amorosas en busca de ser comprendidos. Bendiciones Inma Buitrago. #FelizCrianza💙”

Noela Souza

Muy de vez en cuando se cruza en tu vida una persona excepcional. En mi caso se trata de Inmaculada Buitrago Navarro, mamá y coach de crianza y creadora del Sistema de  Crianza A.R.E.C.A.

Acabo de terminar un reto de 21 días con ella y me ha dejado absolutamente maravillada y fan de por vida. Su valor, incalculable.

Inma te transmite un mensaje importantísimo que te llega a lo más hondo del corazón. Comprendes que hay una mejor manera de criar y cómo implementarlo. Dejas de buscar excusas y justificaciones y te pones manos a la obra. Empiezas a criar como tu hijx lo necesita, y no de acuerdo a reglas, prácticas y filosofías aceptadas comúnmente o recibidas en tu infancia. Tú te sientes bien y tus hijos se sienten bien. Y además te dicen (en sus propias palabras) que ven que has cambiado para mejor. Imaginaos mi emoción…

El estilo de Inma, además, es 100% coherente con su mensaje: te acompaña con una empatía, ternura y respeto infinitos. Siendo yo misma terapeuta, aún no he conocido a nadie que tenga este talento para movilizarte y ayudarte a crecer, y encima combinado con una sensibilidad y generosidad extraordinarias.

En conclusión, si tienes hijos o piensas tenerlos, te recomiendo que te unas a su grupo gratuito Crianza con Amor Incondicional ya mismito.

Porque nuestros hijs se merecen crecer como personas sanas y equilibradas y nosotrxs, empoderarnos como padres y madres 🙏🌺.

Merielen López

Las palabras se quedan cortas para agradecer la LUZ que has puesto en mi camino Inma. Desde que ingresé en la comunidad que con tanto amor has creado supe que por fin comenzaba a encontrar respuestas a mi vida, a la crianza, a esta madre que había nacido como tantas sin saber cómo realmente hacerlo bien.

He leído a lo largo de mi vida mucha literatura buscando conciencia, pero solo con tus enseñanzas he logrado aterrizar tanta información sin duda muy valiosa, pero lejos de llevarla a al plano de la transformación personal.

He participado en la primera edición de “convierte el enfado en tu aliado” y debo reconocerte la GRAN LABOR que has hecho con cada una de las participantes del reto. Es increíble como todo está ahí, a la distancia de tomar la decisión correcta, de mirar con amor verdadero la crianza que nos abraza por tantos años a lo largo de nuestras vidas.

Gracias de corazón por ejemplificar de manera sencilla la información tan profunda que nos compartes desde tu saber y amor.

Mi crianza ha tenido un antes y un después desde que te conozco; pertenecer a tu “Escuela de Crianza A.R.E.C.A.” es para mí una de mis mejores inversiones en tiempo y dinero; porque cada minuto y euro han valido la pena; ya que la inversión ha sido en tiempo de calidad, lenguajes del amor entendidos de la manera adecuada…

En nuestra familia lo hemos notado todos, pues mi hija Sara de 3 años es una niña feliz, comprendida y respetadaA mi esposo le ha cambiado el foco y es muy especial verlos en su cálido lenguaje de amor; mi energía se enfocó en lo realmente importante, he podido entender como nos descentramos pero también como volver a ese centro mágico de amor incondicional acompañados de una mirada compasiva.

Gracias desde el corazón Inma!!!💝

María Torres Pierna

Durante el reto, todos los días y de forma recurrente, me venía una pregunta a la cabeza: “¿Por qué nadie me ha enseñado esto antes?” Todos los días había algún “clic”, alguna pieza que encajaba. No podía evitar viajar al pasado, a mil y una circunstancias de mi vida y pensar: “¡Tenía que haber sabido esto!” Hubiera evitado tanto sufrimiento a mis personas queridas y a mí misma…

Pero no. Nadie me enseñó esas máximas imprescindibles que he aprendido en el reto. Ni en el colegio aunque fuese de refilón mezclado entre conocimientos de todo tipo, ni en el instituto (a pesar de que hice una optativa de psicología durante dos años), ni ninguna de las tres terapeutas a las que he acudido en momentos difíciles de mi vida, ni mi propia madre (mujer sabia, sensata, sensible y leída donde las haya).

Pues no. ¿Y sabéis qué? Que Inma tampoco me lo ha enseñado. Porque lo que aprendes sin más, tarde o temprano se olvida. Lo que ha hecho ella es otra cosa. Es hacérmelo comprender desde el corazón. Tantas cosas… Esas cosas ya me las llevo conmigo para siempre. Y sin embargo, voy a seguir trabajando con ella después del reto. ¿Por qué? Pues porque la labor la hace ella, pero el trabajo de crecimiento lo hace uno mismo. Yo me siento infinitamente más equilibrada, tranquila y feliz. Y a raíz de ahí, mi familia también. Pero siento que me queda mucho por crecer. Reescucho los audios o los vídeos y cada día aprendo algo nuevo en lo que no había caído antes.

Y por último, me gustaría decir que mi interés en escribir y que se lea este testimonio no es alabar a Inma. No es darle las gracias por su dedicación y esfuerzo. Ella ya sabe que todas las integrantes del reto y las mamás con las que trabaja se lo agradecemos de corazón. Mi interés es que este modelo de crianza, de relaciones entre las personas y con uno mismo se extienda, porque lo necesitamos, porque el mundo lo necesita.

Sandra Ferrandez

Quiero empezar agradeciendo, porque creo que la vida me ha regalado algo muy especial. Gracias Inma Buitrago, eres una mujer que ha venido a este mundo con una misión de vida, tu labor es imprescindible e impresionante. Y a todas las compañeras y amigas del reto, gracias también. Me he sentido muy cerca de vosotras. He derramado auténticas lágrimas al escuchar vuestras experiencias y vivencias con vuestros hij@s. He sentido palpitar mi corazón muchas veces al oirte Inma, hablarnos con tanta generosidad, compasión y comprensión. Eres puro amor.

Este reto ha supuesto para mí una nueva apertura en el corazón. Un despertar a la compasión y comprensión que jamás había sentido de esta manera. Es una mirada hacia mis hijos de un autentico amor incondicional. De un entender que los amo tal cual son , tan cual sea el comportamiento. Nuestros hijos no hacen lo que decimos sino lo que hacemos. Seamos buen ejemplo para ellos. No podemos pedirles que no griten si gritamos nosotros…o que tengan paciencia si primeramente no la tenemos nosotros.

Además he aprendido cosas claves para entender el por qué de cosas que no comprendía. Es como un clic que te hace darte cuenta.

Ahora puedo “amar” más y mejor a mis hijos.

Y estoy segura que mis hijos podrán también dar tanto amor a sus futuros hijos, y así de generación en generación podremos curar este mundo loco, que tanta falta hace. Porque lo único que cambia el mundo eres tú. Si cambio yo, cambia el mundo. Si doy amor, recibo amor. Por eso que desde ya despertemos todos y todas y abramos los corazones al AMOR INCONDICIONAL. Seremos personas más felices. Y encontraremos la paz que tanto anhelamos. Namaste 💜

Celia Marín

Antes de realizar el reto «Convierte el enfado en tu aliado» sabía que el amor incondicional era el medio y el fin en sí mismo para criar a mis hijas, pero pensaba que no había sido elegida para sentirlo desde el corazón, que no lo conseguiría jamás, que no sería capaz por muchos cursos y libros que leyera…  Veía en mí muchas cosas que no me gustaban cuando me enfadaba, que no sabía cómo extinguir, que rechazaba de mí y que las escondía con vergüenza… más si cabe en este mundo de la crianza respetuosa… El reto ha supuesto para mí un antes y un después, me ha abierto los ojos y ha puesto luz al camino del verdadero amor, hacia mis hijas, hacia mi pareja, hacia mí y hacia todos en general… Descubrí que no era la única en este camino de aprendizaje, de transformación y maduración, abrí mi corazón en un grito de auxilio para que me lo curasen, pero lo que consiguió Inma, y también mis compañeras, es que me curara yo misma. Fue increíble ver más allá de todo lo que ya sabía y sentir con el corazón que encontraba respuestas a muchos interrogantes no sólo sobre crianza, si no del mundo en general, como si las piezas del gran puzzle de la vida se colocaran todas en su sitio, en su lugar de origen. Se trata de un trabajo profundo sobre tí misma, lejos de rebuscar en el pasado buscando culpables, lejos también de ahondar en el  victimismo… Es mucho más, un trabajo de poner conciencia, aceptación y compasión, se trata del amor de verdad, el que nuestra sociedad y cultura ha escondido detrás de muchas capas, pero que todos tenemos porque TODOS SOMOS AMOR.

La palabra GRACIAS se queda pequeña para agradecer lo que Inma me ha regalado, se me llenan los ojos de lágrimas sólo de pensar en los cambios que ha traído a mi vida, en todos los planos y sentidos, como si de una verdadera Mesías para mí se tratase.

Ahora soy más yo, sigo siendo imperfecta, pero en paz. Gracias Inma desde el corazón.

Manoli Sabater

Mi nombre es Manoli, soy mama de dos peques: Lucas de 3 años y medio y Carlota de 17 meses. Desde que he sido madre siempre he intentado criar a mis hijs desde el respeto y acompañarles en sus procesos de crecimiento, sin etiquetas, sin comparaciones y hacerlo desde el amor….

Desde que hice el reto “convierte tu enfado en tu aliado” me hizo tomar consciencia de cosas que hacía con mis hijs que no me gustaban, pero que me eran difíciles de cambiar. Ahora ya se el por qué de esos comportamientos. Para mi el reto ha sido revelador…. Gracias Inma por tanta compasión y vulnerabilidad….y gracias a esas mamas por su compartir.

Inma Buitriago eres una gran guía, gracias por el pedazo de trabajo que hiciste con cada una de nosotras…eres luz, luz para el camino de una crianza mejor….SI YO CAMBIO,TODO CAMBIA✨AMOR INCONDICIONAL❤

GRACIAS,GRACIAS,GRACIAS🙏🏻

Rocío Chaparro

Mi nombre es Rocío y soy mamá de tres peques, un nene de 7 y gemelas de casi 6.

Para mí ha sido un regalazo poder haber participado en el reto “convierte tu enfado en tu aliado”. Desde que soy madre siempre he creído que otra forma de crianza más amorosa y respetuosa era lo que quería. Este reto te hace cambiar la perspectiva y tomar consciencia desde el corazón, dándote las claves para entender a tus hijs y sus conductas y necesidades, acompañándoles en sus procesos de crecimiento desde el amor incondicional. Es práctico y revelador. Se lo recomiendo a todas las familias que busquen educar en el respeto y amor incondicional. Inma es una gran guía, el trabajo del grupo y todas las mamás ha sido maravilloso, aprendiendo y desaprendido desde la vulnerabilidad y compasión de todas. Reafirmándonos en que el camino es el amor incondicional. Gracias, gracias, gracias.

Elena Jiménez

Soy Elena Jiménez y he sido una de las privilegiadas que ha estado en el reto 21 días. Convierte el enfado en tu aliado.

Como madre de 2 niños pequeños ha sido una experiencia increíble, enriquecedora y sobre todo de entendimiento. Ahora entiendo muchos de los comportamientos de mis hijos que asociaba a patrones antiguos.

Y saber por qué tu hijo se comporta de una forma, tiene una rabieta o no te hace caso, es poder!!!

También me ha servido para ver el enfado desde otro punto de vista más positivo, controlarlo antes de que explote y evitar muchos conflictos en casa…. y como crecimiento personal, ya que puedo aplicar lo que he aprendido en otros ámbitos de mi vida!!

No tengo palabras para agradecer a Inma la oportunidad y que haya compartido toda su experiencia y conocimientos conmigo. Y por supuesto el resto de mujeres maravillosas que han compartido su vida, sus peores momentos y sus logros con el reto.

Recomiendo trabajar con Inma de todo corazón 💗💗

Sabina Calle

Me gustaría deciros tantas cosas a las mamás y papás, que no se si en breves palabras voy a transmitir cual ha sido mi experiencia participando en el “Reto 21 días para Convertir el Enfado en Tu Aliado’, de Inma Buitrago. Lo resumo en 3 palabras: conciencia, comprensión, amor incondicional. Muchas veces me he preguntado como si a quien más quería en este mundo era a mis hijos, en muchas ocasiones mostraba lo peor de mi, comportamientos que no me gustaban y me hacían sentirme culpable, mala madre, etc. Con los conocimientos, la experiencia, el acompañamiento, … que nos ha transmitido Inma en este reto he comprendido muchas cosas, tanto del comportamiento, necesidades, etc de mis hijos y nuestras como padres. Me ha ayudado a aumentar mi conciencia, y a reconocer la importancia de la compasión hacia nosotros y nuestros hijos como seres humanos e imperfectos. En definitiva podemos cambiar y disfrutar la crianza si así lo queremos, y el camino tengo la seguridad que es desde el amor incondicional. Con solo 21 días he visto cambios muy positivos y transformadores en mi familia, que con perseverancia espero poder integrar. Agradecerle de corazón a Inma esta oportunidad, su generosidad, su Sabiduría.. y a las compañeras del reto su vulnerabilidad, apoyo y fuerza.